martes, 5 de julio de 2011

Cuando no sabes qué hacer y te paras a pensar

Si, todos hemos tenido esta sensación...no sabes que hacer, frenas, meditas, y de pronto te ves sumergida en un mundo paralelo, tu propio mundo paralelo a la ralidad, y allí te encuentras a gusto, notas que ese es tu sitio, donde siempre deberías estar :)
Pero...un ruido, un simple movimiento, y te ves de vuelta, en un lugar en el que nunca sabes lo que debes hacer, lo que realmente pasó, o lo que pasará. Te sientes atrapada. Porque, en tu mundo, en tu propio mundo perfecto, tu no eres tímida, no necesitas estudiar, porque lo sabes todo de antemano, le gustas a los chicos, porque eres única y especial, no hay injusticias, todo esta en orden, sin malentendidos, aprecias a la gente que aqui te gustaría no haber conocido y te aprecian, siempre es primavera y nunca, jamás, sufres por nada. PERFECTO. Todo es perfecto. ¿Quién no ha estado en ese mundo, y tras despertar no ha deseado volver a él?
Puede que eso sea lo que lo hace mágico, de algún modo, que sea tan dificil y tan de cuando en cuando ese viaje hacia ese lugar... que sea real y verdaderamente especial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada